El timo del pinchazo, vuelve a estar de actualidad

publicado en: Timos destacados | 0

Hace ya un montón de tiempo que bandas de delincuentes especializados -y generalmente “de importación”- se dedican a limpiar a los turistas en las salidas de los aeropuertos y estaciones de ferrocarril con el conocido como el “timo del pinchazo”. La operativa no puede ser más sencilla:

Los de la banda se desperdigan por las salas de llegadas de los aeropuertos (lo mismo en las estaciones) y controlan a las personas de “buena apariencia” y que viajen con un abundante equipaje. Una vez localizada la posible presa, se dedican a seguirla siendo objeto de especial atención los que, aparte del aparatoso equipaje, alquilan un vehículo en los mostradores situados al efecto.

Si los viajeros se dirigen al coche los siguen hasta que el equipaje está ya cargado y en el momento en que van a iniciar la marcha, uno de los delincuentes provistos de una lezna o punzón, agujerea una de las ruedas. Inmediatamente se monta en el coche de sus compinches y se dispone a seguir al otro vehículo. En un momento, a la salida de la zona del aeropuerto y cuando el coche está en plena carretera avisan al conductor de que lleva una rueda pinchada con gestos. El chófer agradecido se detiene en el arcén y acepta de buen grado el ofrecimiento de ayuda por parte de los solícitos chorizos que, como es natural, le ayudan lo primero a bajar del maletero todos los bultos para acceder así a la rueda de repuesto. El resto es fácil de imaginar: en cuanto se descuidan las víctimas, los delincuentes meten las cosas en su propio coche y salen del lugar como alma que lleva el diablo.

Y lo aviso porque acaban de detener los Mossos de Escuadra en Girona a unos tipos que “trabajaban” el pinchazo.

Dejar una opinión